Una Supercopa a medias

Your ads will be inserted here by

Easy Plugin for AdSense.

Please go to the plugin admin page to
Paste your ad code OR
Suppress this ad slot.

Del once ideal que alineó Zidane en San Siro para ganar la Undécima, sólo cinco futbolistas estarán el martes a disposición del francés para jugarse el primer título de los cinco que el Real Madrid tiene por delante esta temporada. Los blancos llegan a la Supercopa europea menos rodados que el Sevilla y con seis jugadores básicos recién llegados de vacaciones o lesionados. «Los que no han estado en la pretemporada tienen que volver y veremos en Madrid cómo se encuentran, pero seguramente no podrán estar en la final», decía Zizou en referencia a Bale, Kroos y Pepe, que están a punto de reincorporarse después de una brillante Eurocopa, pero no tendrán el tiempo ni los entrenamientos suficientes para ser útiles en Noruega. Estos tres están prácticamente descartados y lo mismo les sucede a Keylor Navas y Cristiano. El cuerpo técnico tenía claro que la recuperación de la operación en el talón del pie izquierdo del guardameta sería lo suficientemente larga como para que se perdiera los primeros compromisos del curso y por eso Kiko Casilla lo ha jugado todo durante este verano.

Ronaldo se hizo daño en la rodilla durante la final de la Eurocopa y, aunque tenía previsto regresar antes, el club le ha dado permiso hasta el día 10, uno después de la Supercopa. Ni Zidane ni Antonio Pintus, el nuevo preparador físico, han querido forzar a su estrella ni a ningún otro futbolista. Han preferido que todos tengan las suficientes vacaciones para volver con las pilas cargadas y no apurar ningún plazo por la inminencia del primer título.

«La gira ha tenido un balance positivo. El equipo está preparado para la Supercopa de Europa porque después de tres partidos y de tres semanas de trabajo estamos preparados para jugar nuestro primer partido importante», insistía Zidane, que frente al Bayern en Nueva Jersey intentó ensayar lo más posible lo que puede ser el equipo de Trondheim. El único titular el día de la Undécima que podría unirse a Carvajal, Ramos, Marcelo, Casemiro y Modric es Benzema, aunque el francés, con molestias en la cadera, no se ha estrenado todavía. Ha trabajado al margen tanto en Montreal como en Estados Unidos y se espera que se incorpore al ritmo de sus compañeros en Valdebebas en los entrenamientos previos al viaje a Noruega. «Veremos qué hacer. Esperemos que pueda jugar la final. Cuando uno no se entrena con normalidad es complicado, pero lo importante es que está con nosotros. Ahora se siente mejor», explicaba Zidane, que va a esperar a su compatriota hasta última hora.

El cuerpo técnico blanco ha preferido tomarse este curso post título de Liga de Campeones como una carrera de fondo. Quieren llegar a tope a los momentos realmente definitivos, pero al mismo tiempo sienten que están preparados con lo que tienen a su disposición para empezar el año ganando. A pesar de las ausencias, el Madrid formó ante el Bayern con un once reconocible y cargado de talento, lleno de futbolistas que deberían aprovechar la oportunidad para ganarse más minutos de aquí en adelante o incluso la permanencia en la plantilla.

Con Jesé cerrando su acuerdo con el PSG, el próximo martes ante el Sevilla debería ser un día importante para Isco y James, dos futbolistas que al final del curso pasado perdieron parte de la confianza de Zidane. Ambos formaron en el Met Life Stadium junto a Modric y Casemiro en un centro del campo que se debería repetir en Noruega. Otro que está ante un buen día para romper su mala racha es Morata: «No me preocupa que no haya marcado, nos da otras cosas», admite el técnico del delantero canterano, que sin los tres atacantes estrella, jugará arriba junto a Lucas. Marco Asensio y Mariano se han ganado ser una alternativa.

Source: Fútbol

Diseño web GrupoUnetcom | Muy curioso | FENIEENERGIA | FENIEENERGIA | Tasar Dominio | imagenes para colorear | dibujos para pintar |