Sobredosis de derbi

Your ads will be inserted here by

Easy Plugin for AdSense.

Please go to the plugin admin page to
Paste your ad code OR
Suppress this ad slot.

El milagro de la Navidad se hizo patente en Sevilla con una versión revisitada del episodio evangélico de los panes y los peces. No de alimentos, sino una multiplicación de los derbis es lo que se vivió ayer a orillas del Guadalquivir y el duelo solitario que había de jugarse esta noche se convirtió de pronto en tres, sorteo de Copa mediante. Así es: béticos y sevillistas se las verán en los octavos de final el 6 y el 13 de enero porque el derbi, por intercesión de ese gran arquitecto que es el azar, fue uno y trino el mismo día.

El albiverde Julio Cardeñosa y el blanquirrojo Pablo Blanco son, con 17, los dos futbolistas de la historia que más derbis sevillanos han disputado. Se enfrentaron muchas veces entre 1974 y 1984 pero, lo mismo que sus émulos contemporáneos, tanto duelo de nervios en punta no ha sido óbice para que cultiven una magnífica relación. José Antonio Reyes (13 derbis en sus botas) y Joaquín (12) les pueden arrebatar el récord la próxima temporada, si es que participan en los cuatro duelos que se disputarán en la campaña en curso. Y también ellos mantienen una buena amistad, quién sabe si fraguada desde que se enfrentaron por primera vez en 2001. Tres lustros después, estos dos canteranos cuajados de clase siguen constituyendo la esencia del gran derbi sureño.

Los dos han vivido una carrera casi paralela: explosión precoz, consagración e internacionalidad temprana, peregrinar por varios clubes que les reportaron dinero mas no la gloria que merecía su talento y vuelta a casa para deleitar con una espléndida madurez. Su papel hoy no es idéntico porque mientras Joaquín sí es un futbolista imprescindible para Pepe Mel, que apurará hasta última hora para intentar contar con él pese a la lesión que le ha impedido entrenar toda la semana, Reyes juega roles secundarios en una plantilla plagada de atacantes de nivel. «Aunque no juegue, cumple con la exigencia de ejercer de capitán», dijo ayer de él Emery. El Betis no le gana al Sevilla en casa desde antes de que Joaquín se fuese, en 2006; los sevillistas sólo perdieron dos de los trece derbis que han disputado con el utrerano sobre el césped. Aunque ambos equipos están separados en la clasificación por sólo tres puntos, la tendencia hace favorito al Sevilla, pese a que aún no conoce la victoria a domicilio en lo que va de Liga. El Betis, que sólo ha ganado uno de los ocho partidos disputados en el Benito Villamarín, parece deslizarse hacia la cola al tiempo que su eterno rival escala, una vez despojado de las exigencias de la «Champions». Todo el mundo, sin embargo, se ha apresurado a tirar de tópico para recordar una mentira que no por mil veces repetida se convertirá en verdad: «En los derbis no hay favoritos», clamaron los dos entrenadores ayer y todas las personas relacionadas con ambos clubes que tomaron la palabra. Cuatro veces han perdido los rojos en casa de los verdes en los treinta últimos años. ¿De verdad que no hay favorito?

Real Betis: Adán; Piccini o Molinero, Bruno, Westermann, Vargas; N’Diaye, Petros; Joaquín, Caballos, Cejudo y Molina.

Sevilla: Rico; Mariano, Rami, Kolodziejczak, Tremoulinas; Krychowiak, Iborra; Vitolo, Banega, Reyes y Gameiro.Árbitro: Clos Gómez (Aragonés).

Source: Deportes

Diseño web GrupoUnetcom | | | EMPRESAS DE REFORMAS | servicio tecnico piscinas | arrancadores progresivos | estampación de camisetas |